Breve introducción a Comunidad Los Horcones

Para comprender realmente la Comunidad Los Horcones*, no es suficiente leer esta página, es necesario vivir en ella y participar en sus actividades diarias. Lo que usted puede leer aquí sólo es una breve descripción de Los Horcones y le proporcionará una idea muy general sobre esta comunidad. Sobre sus prácticas culturales**: nuestra forma de gobierno, familia, educación, economía, etc.

* La palabra “horcones” es el plural de “horcón” que es un tronco de árbol que se bifurca en uno de sus extremos. En nuestras construcciones utilizamos “horcones” como pilares. Ver Escenario Físico.

** El término técnico conductual de “práctica cultural” es “supramacrocontingencia”. Un supramacrocontingencia (supramacro) es una clase de macrocontingencias, es decir un conjunto de macrocontingencais que tienen una función equivalente. Por ejemplo todas las macrocontingencias que tienen como función el cuidar y criar niños pertenecen a la supramacro familiar. Ver Glosario.

Nota: Aunque al describir la Comunidad Los Horcones, utilizamos algunas veces términos técnicos conductuales, generalmente acompañamos estos terminos con los términos no-técnicos análogos. Lo hacemos así, porque Los Horcones es una comunidad en la que se aplica una ciencia natural de la conducta, y conocer sobre esta ciencia es fundamental para entender la comunidad. La página de Los Horcones puede servirle para aprender algunos conceptos y principios básicos de la ciencia de la conducta y de su filosofía el conductismo radical.


Cómo se inició la Comunidad Los Horcones

 

En Octubre de 1973, un grupo de 7 personas (algunos de ellos psicólogos conductistas), interesados en la prevención y solución de problemas sociales, fundamos la Comunidad Los Horcones en los suburbios de la ciudad de Hermosillo, capital del estado de Sonora, al norte de México.Ver Localización. Ver Historia de Los Horcones.

Nuestro objetivo fue y continúa siendo diseñar y desarrollar, aquí y ahora, una sociedad o cultura alternativa a la dominante actual. Esta cultura alternativa esta basada en los principios de cooperación, igualdad, pacifismo (no-violencia), compartir y respeto ecológico (sustentabilidad ecológica).

En pocas palabras, el objetivo de Los Horcones es construir una sociedad comunitaria humanista* en la que cada persona pueda desarrollar su propio potencial como individuo único y ayudar a otras personas a lograrlo.

* Definimos una sociedad comunitaria como aquella donde sus miembros trabajan en cooperación por los mismos objetivos o ideales (metas comunales). Una sociedad donde los miembros comparten la propiedad (reduciendo así las diferencias económicas entre ellos). Una sociedad donde los miembros participan directamente en la toma de decisiones y no delegan su responsabilidad a otros. Una sociedad en la que sus miembros se interesan por los demás y se llevan bien. Una sociedad donde los miembros resuelven sus conflictos personales y comunitarios de manera pacífica (sin violencia).

 


 

La ciencia de la conducta: una herramienta para hacer un mundo mejor

Para lograr nuestros objetivos comunitarios, aplicamos la ciencia de la conducta, también conocida como Análisis de la Conducta, psicología conductual, psicología conductista (“conductismo”) psicología operante o Conductología.

Consideramos que una aplicación apropiada* de la ciencia en general puede contribuir enormemente al logro de una sociedad comunitaria humanista y que la ciencia que más se necesita en esta empresa es la ciencia de la conducta -la psicología como ciencia natural. Es obvio que si no cambiamos nuestra conducta, continuaremos teniendo los problemas personales y sociales que tenemos. Es por ésto que en Los Horcones enfatizamos el uso de una ciencia de la conducta para lograr nuestros objetivos.

 


 

Una sociedad mejor require de un cambio en la conducta de sus integrantes

 


 

* Por favor note que estamos diciendo que la “aplicación apropiada de la ciencia” nos ayuda a hacer un mundo mejor. Desde nuestro punto de vista, la cultura occidental no está aplicando la ciencias en beneficio del ser humano. Por ello, tenemos tantos problemas personales y sociales. Creemos que sólo un conocimiento objetivo sobre nuestro comportamiento puede ayudarnos a usar la ciencia en beneficio de los seres humanos y nuestro entorno.

 


 

Ciencia de la Conducta y Conductismo no malinterpretados

Es importante señalar que en Los Horcones no estamos aplicando la ciencia de la conducta (conductismo) tal como la malentiende el público en general y especialmente los psicólogos no-conductistas. La ciencia de la conducta no es mecanicista (no considera a los seres humanos como máquinas, computadoras o robots), reduccionista (no reduce la complejidad de conducta humana a reflejos o a una psicología estímulo-respuesta), inhumana (no considera a los seres humanos como objetos para controlar o manipular).Ver Malentendidos sobre el Análisis de la Conducta y Conductismo Radical.

 


¿Cómo se estructura y funciona una sociedad aplicando la psicología como una ciencia natural de la conducta? ¿Qué puede ofrecer la psicología, específicamente la psicología conductual, al diseño de una mejor sociedad? Estas son dos de las principales preguntas que Los Horcones intenta responder.

 

 


 

Aplicar la psicología para construir un sociedad mejor, no para adaptar a las personas a la sociedad existente.

Utilizar la ciencia de la conducta para cambiar las prácticas de la cultura actual, no para mantener una que produce los problemas actuales.

 


Por favor al leer todo lo anterior no vaya usted a concluir que Los Horcones es un grupo de personas que sólo están interesadas en la psicología, y que ésta es su única actividad.

 

 


 

Si usted desea vivir en forma diferente, Los Horcones le ofrece una alternativa

En Los Horcones vivimos cooperativamente, buscamos el bien común, compartimos bienes, derechos y responsabilidades en una atmósfera pacífica en vez de vivir compitiendo por objetivos individualistas, apropiándonos de objetos, estableciendo diferencias que nos llevan a conductas agresivas.

Creemos que podemos contribuir a la solución de problemas sociales por medio de ofrecer, aquí y ahora, una alternativa seria de vida. También por obtener datos científicos (evidencia objetiva) sobre cómo lograr una sociedad comunitaria.

Usted puede venir a vistarnos y si se identifica con nosotros, tomar la decisión de colaborar en este proyecto viviendo aquí. Ver Admisión.

 


 

Un enfoque conductista a la conducta humana

Desde la fundación de Los Horcones, tenemos un punto de vista conductista acerca de la conducta humana. Tener un enfoque conductista es considerar como “conducta” no sólo las acciones motoras sino también sentir y pensar (conductas emocionales y cognitivas). Así, para el conductismo todo lo que hacemos, incluyendo pensar y sentir son conductas.

Un enfoque conductista a la conducta humana enuncia que las personas aprendemos a comportarnos como lo hacemos al interactuar con nuestro medio ambiente (social y no social). Ver Conductismo Radical.

Para el conductismo, los seres humanos no somos esclavos de nuestras circunstancias (entorno), puesto que podemos cambiarlas. De hecho, la historia de la civilización humana es una muestra de cómo el ser humano cambia su medio. Desafortunadamente, no siempre para su bien y el bien del medioambiente.

Nota. El conductismo radical no ve a los seres humanos como cajas negras, sin sentimientos y pensamientos.

 


 

"Cómo se sienten las personas,es con frecuencia tan importante como lo que hacen".

B. F. Skinner, 1989, p.3

 


 

Al saber de qué manera nos está influyendo nuestro medio, somos más capaces de modificarlo para que nos afecte de la manera que queremos. Un conocimiento científico de la conducta humana nos capacita para hacer un mundo mejor.

 


 

"...un mundo en el que la gente viva unida sin pelear, se mantenga produciendo la comida, vivienda y vestido que necesitan, disfrutando ellos mismos y contribuyendo a que otros disfruten del arte, música, literatura y juegos, consumiendo sólo una parte razonable de los recursos mundiales y se genere la menor contaminación posible, se tenga a los niños que puedan ser criados decentemente, continúe explorando el mundo a su alrededor y descubra mejores formas de relacionarse con él y lleguen a conocerse a sí mismos con exactitud y, por lo tanto, se conduzcan efectivamente."

B. F. Skinner, 1971, p. 214.

 


 

Resolviendo y Previniendo Problemas Sociales

Los Horcones fue fundado principalmente para estudiar cómo prevenir y resolver problemas sociales.

Si queremos resolver y prevenir problemas sociales, necesitamos cambiar nuestra conducta porque los problemas sociales son conducta humana (acciones) y productos (resultados) de conducta humana.

Si queremos cambiar nuestra conducta, necesitamos cambiar nuestro medioa social (cultural). Esto implica cambiar las prácticas culturales (la forma en que organizamos las instituciones sociales, ej. familia, educación, gobierno, etc.). Por ejemplo, si queremos reducir los problemas sociales relacionados con la agresión, necesitamos cambiar nuestras prácticas sociales competitivas y agresivas por prácticas cooperativas y pacíficas (no violencia).

Desgraciadamente, la conducta agresiva se fomenta y refuerza contínuamente en la sociedad moderna.

 


 

A la mayoría nos sorprende que actualmente exista tanta agresión en la sociedad. Pero al mismo tiempo, la fomentamos (reforzamos) en todas partes: en el escenario familiar, educativo, en los deportes, en la industria, en los medios de comunicación, etc.

En general, las personas creen que la agresión se inicia dentro de la persona ( en su “mente”) pero la conducta agresiva se aprende al interactuar con nuestro medio. Aprendemos a ser agresivos.

 


 

Aprendemos a comportarnos como lo hacemos

Las personas nos comportamos como lo hacemos porque la cultura en la que hemos nacido nos lo ha enseñado. Hemos aprendido ciertas conductas y ciertos valores o motivos (reforzadores) que controlan nuestras conductas.

Estamos convencidos, de que definitivamente existe una relación entre las prácticas culturales (supramacrocontingencias) y los problemas sociales. Ver Glosario . Por ejemplo, las prácticas competitivas de la sociedad actual producen problemas como: pobreza, guerra, crimen, contaminación ambiental, alcoholismo, maltrato y abandono de personas y animales, etc.

Es claro que un estilo de vida competitivo hace más probable que ocurra la violencia, apropiación y discriminación. Imaginemos una sociedad donde todos cooperamos por el bien común, seguramente la agresividad, la apropiación y la desigualdad serían poco frecuentes. Entonces, los seres humanos no somos agresivos de nacimiento. Lo aprendemos de nuestra interacción con la cultura en que vivimos.

 


 

¿Qué piensa usted, nacemos siendo competitivos y agresivos, o lo aprendemos?

 


 

Cultura Experimental

Más de 50 años de investigación sobre conducta humana llevada a cabo por cientos de analistas de la conducta (psicólogos conductistas) y veinticinco años de estudiar la conducta humana en Los Horcones (un laboratorio social comunitario), han demostrado que para resolver los problemas sociales es necesario cambiar nuestro estilo de vida (las prácticas culturales, las macrocontingencias).

En Los Horcones, como una cultura experimental, podemos observar claramente las relaciones entre nuestra conducta y las prácticas culturales, es decir, cómo la forma en la que la sociedad funciona y está estructurada, afecta al individuo.

Nuestros problemas sociales se resuelven cambiando nuestras prácticas culturales, no pidiéndole a la gente que cambie y esperando que lo haga. Por ejemplo, si queremos mejores familias, necesitamos crear las condiciones sociales de manera que las personas puedan formar mejores familias. Algunas de estas condiciones, pueden implicar cambios en nuestras prácticas de trabajo, de manera que los padres puedan estar más tiempo con sus hijos. Otras condiciones involucran crear oportunidades para que ellos aprendan habilidades para educar mejor a sus hijos, fomentando actividades familiares y diseñando actividades recreativas pensando en las familias. El punto central es: se requiere cambiar el medio para hacer más posible que haya buenos padres y madres.

 


 

Cambio Social y Personal

Si queremos una mejor sociedad, necesitamos cambiar nosotros mismos. El cambio social hacia una sociedad comunitaria implica un cambio personal en todos y cada uno de nosotros. Cambiar nuestras conductas competitivas e individualistas (egoístas) por conductas cooperativas, altruistas, compartitivas, igualitarias y pacíficas.

Para lograr un cambio personal auténtico, necesitamos modificar el medio socio-cultural en que vivimos. Necesitamos una sociedad que provea las condiciones que apoyen el cooperar con otros o tratarlos igualitariamente. Durante nuestros 30 años de existencia hemos tratado de diseñar una sociedad donde la cooperación sea consistentemente reforzada y la competencia extinguida. Ver el significado de extinción y reforzamiento en el Glosario .

En Los Horcones hemos diseñado y vivido en una sociedad donde las personas podemos cooperar en la producción de bienes y servicios en vez de competir. Una donde las personas busquemos el bien común en vez de buscar un bien individualista-egoísta.

 


 

Los Horcones no es una sociedad ideal

Por favor, al leer estas páginas no concluya que Los Horcones es una sociedad ideal, que todos los miembros hemos aprendido a comportarnos como personas comunitarias. Por favor, si planea vistarnos no espere una sociedad ideal, perfecta. Estamos siempre tratando de hacer lo mejor, pero no siempre lo logramos. Venga a ayudar.

Los Horcones no es una sociedad ideal. Queremos llegar a ser mejores personas y así una mejor sociedad para todos.

 


 

¿Es suficiente la ciencia de la conducta?

Obviamente, para construir una mejor sociedad, no basta la ciencia de la conducta (la psicología). No es posible tener una buena agricultura, criar animales, construir casas y curar enfermedades sólo con la ciencia de la conducta. En Los Horcones enfatizamos el uso de esta ciencia porque realmente creemos que los problemas de conducta humana son mucho mas dificiles de resolver o prevenir que otros tipos de problemas. La conducta humana es el aspecto más importante de una comunidad.


 

Invitamos a vivir con nosotros a quienes deseen hacer realidad una sociedad comunitaria, humanista y ecológica. Queremos crecer aquí y también en otras partes del mundo.

Los invitamos no sólo a escribir o leer sobre una sociedad ideal, sino a hacerla aquí y ahora.

Atrevámonos a ir de las palabras, a las acciones, participemos personalmente en la construcción de una cultura comunitaria, humanista y ecológica.

 


 

Para obtener información más detallada sobre aspectos específicos de Comunidad Los Horcones como: familia, educación, conductismo, etc., por favor regrese al índice en la página principal.